El Museo Geraldi realiza talleres de cerámica para la tercera edad

GERALDI-TALLER DE CERÁMICARESISTENCIA – El Museo Casa y Sitio Histórico Luis Geraldi inició en junio una tarea de extensión en los barrios con el fin de recuperar la memoria de los abuelos a través de talleres de cerámica.

Los talleres se concretan los viernes, de 8 a 11, para los ancianos del Hogar San José, de Villa Elba, y Hogar Nuestra Señora de La Esperanza, de Villa Tiro Federal. Esta actividad se realiza con el objetivo de recuperar y mantener la memoria, para valorizar el trabajo de muchos abuelos que  emigraron de Europa. Cuenta con el aporte de Desarrollo Cultural, que facilita el traslado de uno u otro grupo de ancianos al punto de reunión para concretar el encuentro.

La directora a cargo del Museo, Sol Zalazar, afirma que la intención es continuar con el ciclo “para que el museo sea una institución protagonista y transmisora de nuestra cultura. Por eso, como una institución sin fines de lucro, que conserva, estudia, y difunde el patrimonio material e inmaterial de la humanidad con fines de estudio, educación y recreo; está abierta al público y al servicio de su comunidad”. “Siendo el asilo de ancianos nuestros vecinos cercanos, nos propusimos incluirlos y promover la vida activa de los adultos, los espacios de encuentro para promocionar fundamentalmente los saberes, lo solidario, lo integral y la inclusión del adulto mayor dentro de la sociedad”, agregó.

Los talleres están a cargo de Adriana Schwartz, quien resalta que  se comparten “varias horas de trabajo, mates, algo rico para comer, muchas charlas y la maravilla de ver el cambio. El barro cambia, va mutando a medida que lo vamos tocando, así mismo las personas también van mutando mientras tocan el barro”.

“Los abuelos tienen muchas dificultades: motrices, mentales, algunos, emocionales. Pero en general llegan callados, cerrados y bastante tristes, con la idea de no poder agarrar la pella de arcilla. Aun así todos pudieron y cada uno a su manera, realizó una pequeña producción que los hace felices. Van contando sus vidas mientras levantan su pieza, miles de recuerdos los vuelven a la infancia, a sus romances, al duro trabajo que tuvieron”, expresó la tallerista.

El taller tiene previsto un cierre a fin de mes con una exposición de los trabajos hechos en esta primera etapa del ciclo. Se organizará una feria abierta a toda la comunidad para compartir danzas y relatos mientras se pueden adquirir algunas artesanías.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.